El presidente estadounidense, Donald Trump, aseguró que las tropas iraníes intentan atacar a las de Estados Unidos en sus instalaciones dentro de Iraq.

En su cuenta de la red social Twitter, el mandatario aseguró que si ello sucede, «Irán pagará un precio muy alto»; una amenaza que fue cuestionada en su rueda de prensa vespertina, donde se le preguntó si era la mejor estrategia anunciar esta advertencia.

Relacionado con esta acción, el medio Middle East Eye reveló que los Estados Unidos cuentan con un sistema de defensa aéreo en diversas bases iraquíes, apuntando en contra de Irán.

Además, planea enviar dos baterías más que se encuentran en Kuwait, que sólo esperan su traslado al punto en el que serán colocadas, aseguró el medio, que consultó a militares locales.

Este sistema se conforma de diversos radares e interceptores de misiles, capaces de destruirlos antes de que entren a tierra. La negociación de la colocación de este sistema ha durado meses, pero se ha intensificado desde la campaña contra Irán de Estados Unidos, al principio del año.

Deja un comentario