Una treintena de soldados estadounidenses sufrieron lesiones cerebrales traumáticas o conmociones cerebrales en un reciente ataque aéreo iraní contra una base militar en Iraq que albergaba tropas extranjeras, dijo el viernes el Pentágono.

«34 efectivos en total han sido diagnosticados con conmociones cerebrales y TBI (lesión cerebral traumática)», dijo a periodistas el portavoz del Pentágono Jonathan Hoffman, lo que echa por tierra las declaraciones iniciales del presidente Donald Trump de que ningún estadounidense resultó herido en el ataque a la base de Ain al Asad (oeste de Iraq).

Deja un comentario