• Es importante aplicar medidas de manera anticipada en esta temporada de calor

ENSENADA, B.C.- Con el propósito de que las familias bajacalifornianas prevengan enfermedades estomacales y deshidratación durante esta temporada de calor, la Administración estatal que encabeza el Gobernador Francisco Vega de Lamadrid, a través de la Secretaría de Salud de Baja California, emite información importante para detectar y tratar enfermedades diarreicas, así como, evitar la deshidratación.

Al respecto el Jefe de la Jurisdicción de Servicios de Salud en Ensenada, José Antonio García Rivera, manifestó que para el Secretario de Salud en la entidad, Caleb Cienfuegos Rascón, es importante advertir a la comunidad sobre las enfermedades causadas por altas temperaturas, por lo que se exhorta a la población a usar agua purificada, hervida o clorada al preparar alimentos, así como, lavar adecuadamente con agua y jabón las verduras y frutas.

De igual manera, recomendó no dejar alimentos cocidos a temperatura ambiente por más de dos horas, no consumir comida o bebidas después de su fecha de caducidad, limpiar los productos enlatados o que estén en frascos de vidrio y mantener los alimentos tapados y en refrigeración.

Además, indicó que, añadir a los depósitos de agua, como tinacos, un cuarto de taza de cloro para desinfectar el agua, es una medida sanitaria primordial, así como evitar estornudar, picarse la nariz, toser o escupir frente a los alimentos.

García Rivera destacó que la medida de higiene más efectiva es el lavado de manos frecuente con agua y jabón, realizándose inmediatamente después de llegar de la calle, antes de preparar alimentos, antes de consumirlos, después de tocar alimentos crudos, después de ir al baño y después de cambiar pañales; si se opta por comer en lugares públicos se debe revisar que los establecimientos cuenten con instalaciones limpias.

Es importante recordar que la diarrea se caracteriza por evacuaciones frecuentes, en las que existe una pérdida de sales y electrolitos como el sodio, cloruro, potasio y bicarbonato, que son importantes para mantener el estado de hidratación.

La infección del tracto digestivo es ocasionada por virus, bacterias o parásitos que se adquieren al consumir agua o alimentos contaminados, o bien, de una persona a otra por una higiene inadecuada.

García Rivera explicó que los bebés, los niños, los adultos mayores y los enfermos, tienen mayor probabilidad de deshidratarse al padecer enfermedad diarreica, presentando síntomas como boca reseca, debilidad, ausencia de lágrimas, ojos hundidos y ausencia o disminución de la orina.

Por último, se informa a la comunidad bajacaliforniana a seguir las medidas de prevención antes mencionadas, para evitar estas enfermedades y en caso de detectar algún síntoma, pueda acudir a su unidad de salud más cercana donde se le atenderá de manera oportuna.

Deja un comentario