Un contingente de alrededor de 800 personas inició una marcha en contra la operación de la Termoeléctrica de Huexca, en Morelos, y la consulta programada para este fin de semana.

Aunque la columna de la marcha era reducida provocaba afectaciones en esa avenida y aledañas, debido a los cortes de circulación vehicular que realizaban los elementos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México.

Los inconformes, que llegaron al corazón de la capital en ocho autobuses, mostraban pancartas y mantas contra la activación de esa central de energía, el Proyecto Integral Morelos.

Los habitantes de los municipios de Morelos por donde pasan los ductos de esa termoeléctrica, así como integrantes de organizaciones sociales, tenían como destino la plancha del Zócalo capitalino.

Las vialidades afectadas eran Paseo de la Reforma con dirección al norte hasta llegar a avenida Juárez con dirección al Eje Central, para después caminar por avenida 5 de Mayo, y de ahí a la Plaza de la Constitución.

Deja un comentario