Antes de salir rumbo a Madrid, para disputar la Final de Vuelta de la Copa Libertadores 2018, el plantel y Cuerpo Técnico de Boca Juniors tuvo una calurosa despedida por parte de miles de aficionados que abarrotaron las calles cercanas a La Bombonera.

Con bengalas y fuegos artificiales, los seguidores xeneizes se hicieron sentir rodeando el camión del equipo, el mismo que fue atacado por la afición de River Plate el pasado 24 de noviembre, acto que provocó que el duelo por el campeonato se juegue el próximo domingo 9 de diciembre en el Estadio Santiago Bernabéu.

El autobús del equipo salió a paso lento, cuidando a los hinchas que no se despegaban, cantando brincando y hondeando banderas, mientras el humo de los juegos artificiales y rodeaba principalmente el área del Parque Lezama, donde se juntó la mayor cantidad de personas.

Después de unos minutos el camino fue liberado, pero no acabó ahí la despedida, y que, en las instalaciones del Aeropuerto Internacional de Ezeiza, ya estaba otro contingente de aficionados esperando a los 24 jugadores que viajarán esta noche a España.

Deja un comentario